Nueva Normativa ante el Coronavirus

En la nota que publicamos hace pocas fechas ya indicábamos que estaríamos atentos y disponibles a la evolución de los acontecimientos del coronavirus y a las disposiciones de las Autoridades sanitarias y académicas. Exhortamos a todos a una confiada y prudente atención al bien de toda la comunidad. Desde el principio invitamos a los creyentes a poner este tema en las manos de nuestro Padre Dios, que vela por todos, y en la cariñosa intercesión de nuestra Madre la Virgen del Pino.

Estas son las recomendaciones que nos parecen necesarias:

1. Pedir a los sacerdotes que se interrumpan las catequesis hasta después de Semana Santa, a la espera de nuevas indicaciones. En este campo, con las debidas ayudas de sacerdotes y catequistas, los padres pueden ejercer su papel de primeros catequistas.

2. En cuanto a la celebración de los sacramentos:

a. No descuiden los Sacerdotes la Comunión de los enfermos.

b. Posponer las confirmaciones.

c. Para las celebraciones de bodas, bautizos y eucaristías, así como funerales, pedimos que se sigan las indicaciones de las autoridades sanitarias, con las recomendaciones que vayan proponiendo.

d. Ante las celebraciones de las previstas Primeras Comuniones, invitamos a los párrocos a que, en diálogo con las familias, afronten este tema, dentro de la debida prudencia y las indicaciones de las autoridades sanitarias.

e. Sobre el sacramento de la penitencia, recordamos que los fieles tienen derecho a recibir el perdón de Dios y pedimos que se atienda esta necesidad con las debidas medidas de seguridad.

f. Recomendamos a las personas mayores y a aquellas que son más vulnerables que sigan la celebración de la Eucaristía a través de los medios de comunicación. Radio Tamaraceite trasmite la Eucaristía todos los días, también en domingo, a las 8.30 de la mañana y a las 19 horas por la tarde. Además, el domingo la trasmite también a las 12 horas desde Teror. También de Lunes a sábado 13TV emite la Eucaristía a las 11 horas. En el domingo, el canal 2 de TVE transmite la Eucaristía a las 9.30, y 13 TV a las 12 horas.

3. Respecto a las actividades de tipo pastoral:

a. Se posponen todas aquellas que no sean urgentes o estrictamente necesarias.

b. Se suspenden las celebraciones públicas de piedad popular en este tiempo de Cuaresma, previo a la Semana Santa, como Vía Crucis, retiros, conferencias y charlas cuaresmales. Recomendamos que aquello que sea posible se haga a nivel personal.

c. Siguen vigentes las indicaciones hechas anteriormente:

c.1. Que durante la celebración de la misa se suprima el gesto de la paz

c.2. Suprimir el agua bendita a la entrada de los templos.

c.3. Con la debida atención, parece que la manera más idónea para la distribución de la Comunión es ofrecer y recibir la Sagrada Forma en la mano.

c.4 Cualquier acto de veneración de las imágenes sagradas se haga con gestos que no conlleven contacto físico.

c.5. Se recuerda a los sacerdotes y ministros extraordinarios de la Comunión la necesidad de lavarse las manos con jabón y usar gel desinfectante antes y después de la distribución de la Sagrada Comunión.

d. En el ISTIC se suspenden las clases, sumándonos a la decisión dispuesta por el Gobierno Autonómico.

e. Pedimos que se refuerce la limpieza e higiene de todos los lugares públicos de la iglesia.

f. Rogamos que los templos sigan abiertos, como habitualmente, para favorecer la visita al Santísimo y la oración personal.

Queremos aprovechar este comunicado para agradecer a los sacerdotes su empeño en llevar a cabo estas recomendaciones, en bien de los fieles; y manifestar nuestro apoyo y gratitud a todo el personal sanitario, con nuestra oración especial por ellos.

Pedimos a la comunidad cristiana que se una en oración, personal y comunitaria, implorando la intercesión de la Santísima Virgen María, para que Dios nos conceda la superación pronta de esta pandemia. El Santo Padre Francisco nos ha regalado esta hermosa oración para la ocasión:

“Oh María, tú resplandeces siempre en nuestro camino como signo de salvación y de esperanza.

Nosotros nos confiamos a ti, Salud de los enfermos, que bajo la cruz estuviste asociada al dolor de Jesús, manteniendo firme tu fe.

Tú, Salvación de todos los pueblos, sabes de qué tenemos necesidad y estamos seguros que proveerás, para que, como en Caná de Galilea, pueda volver la alegría y la fiesta después de este momento de prueba.

Ayúdanos, Madre del Divino Amor, a conformarnos a la voluntad del Padre y a hacer lo que nos dirá Jesús, quien ha tomado sobre sí nuestros sufrimientos y ha cargado nuestros dolores para conducirnos, a través de la cruz, a la alegría de la resurrección.

Bajo tu protección buscamos refugio, Santa Madre de Dios. No desprecies nuestras súplicas que estamos en la prueba y libéranos de todo pecado, o Virgen gloriosa y bendita”.

Diócesis de Canarias. Las Palmas de Gran Canaria, 12 de Marzo de 2020

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *